Abril 8, 2014

(Fuente: Spotify)

5:21pm  |   URL: http://tmblr.co/ZB3aTx1CTR5Gs
Archivado en: music spotify 
Abril 7, 2014
(vía )

Abril 4, 2014
We are the last…

We are the last…

Abril 1, 2014

(Fuente: Spotify)

6:32pm  |   URL: http://tmblr.co/ZB3aTx1BpkKGf
Archivado en: music spotify 
Abril 1, 2014

(Fuente: Spotify)

12:34pm  |   URL: http://tmblr.co/ZB3aTx1Bobu2I
Archivado en: music spotify 
Abril 1, 2014

(Fuente: Spotify)

11:07am  |   URL: http://tmblr.co/ZB3aTx1BoQ_lU
Archivado en: music spotify 
Marzo 24, 2014

(Fuente: Spotify)

4:31pm  |   URL: http://tmblr.co/ZB3aTx1B2xuwC
Archivado en: music spotify 
Marzo 20, 2014
"Los miles de jóvenes que hoy en día descubren por primera vez las ideas de la libertad deben permanecer fuera de la máquina del Estado y de todo su encanto y fascinación letal. En lugar de tratar de infiltrarse en el Estado, deben perseguir sus ideales a través del comercio, la educación, el espíritu empresarial, las artes, la difusión de ideas, el debate, etc. Liderar y ejercer influencia a través del respeto alcanzado por sus logros. Estas son áreas que ofrecen promesas reales y altos rendimientos."

— Lew Rockwell.

Marzo 20, 2014
eatsleepdraw:

CITY LIFE (TYPOGRAPHY BUILDING)

eatsleepdraw:

CITY LIFE (TYPOGRAPHY BUILDING)

Marzo 20, 2014

(Fuente: Spotify)

11:04am  |   URL: http://tmblr.co/ZB3aTx1AfZi3U
Archivado en: music spotify 
Marzo 19, 2014

(Fuente: Spotify)

10:36am  |   URL: http://tmblr.co/ZB3aTx1AZgHAp
Archivado en: music spotify 
Marzo 18, 2014
nbcblacklist:

"There will be nightmares."

nbcblacklist:

"There will be nightmares."

Marzo 18, 2014
onetinyhand:

lupita nyong’o.

onetinyhand:

lupita nyong’o.

Marzo 18, 2014
whatsonfireblog:

Y aquí estamos con otra entrega de la entrevista que no tiene preguntas, sino sólo respuestas.
La vez pasada fue el turno de Raúl Cardós y esta vez le toca al talentoso planner español Alex Pallete, compañero de aventuras de Fernando Vega Olmos como Global Chief Strategy Officer de LOLA y luego como Director de Estrategia de Negocio internacional de JWT Global, quien nos acerca una serie de reflexiones más que interesantes acerca del cambiante mundo de la comunicación.
Wondering, es una de esas palabras que tiene tanta fuerza en su idioma original, que es imposible traducirla con una sola equivalente en tu propio idioma. La traducción más sintética sería el acto de “cuestionarse con curiosidad”. Desde “to wonder” a “wondering around”…son hábitos que poseemos todos los que amamos esta profesión. El hábito de preguntarse siempre “por qué” para llegar a descubrir una respuesta más reveladora e inspiradora que la afirmación original. Aunque suene obvio, siempre he creído que no saber de algo es la mejor inspiración para querer entenderlo…por eso no hay nada que me intrigue más que tener cerca la sabiduría ajena y no sólo el conocimiento…quizá sea ésta la razón por la que siempre busco tener cerca a gente mayor que yo, con más experiencia, más sabiduría de vida. En definitiva, gente que siempre ha estado “wondering”.  Humildad. La gente más brillante que he podido conocer suele ser la gente más humilde. Creo que la humildad está muy relacionada con la seguridad en uno mismo. Con saber lo que uno no sabe, y no tener problema en reconocerlo. Porque cuando uno está seguro de sus dones, no se empeña en demostrar que tiene otros, sino que se enfoca en desarrollar y compartir sólo los que claramente posee. Durante mi carrera he tenido la oportunidad de trabajar con gente muy talentosa, aunque también me ha tocado trabajar con mucho gilipollas. De ahí que desde hace un tiempo haya buscado trabajar sólo con buena gente, que además sean muy buenos en lo que hacen. Por mucho talento que tengas, eso no te da licencia para la soberbia y la arrogancia. Básicamente, porque esas actitudes eclipsan la brillantez y matan la inspiración. Quizá por eso, los talentos sin humildad suelen acabar trabajando solos, sin equipo. Y aunque ellos piensen que es porque nadie está a su nivel, la realidad es que nadie les aguanta. Pero claro, hay que ser un poco más humilde para aceptarlo. Aunque los repitas mil veces, tus principios no son principios hasta que te obligan a renunciar a algo. Esto es algo que me dijeron muchos ex jefes y que no entendí hasta que me tocó hacerlo. La mejor manera de conocer los principios de uno, no es hablar de ellos ni “tuitearlos”. Porque los principios de verdad se sienten antes de decir que se tienen. Esto lo aprendí cuando tuve que tomar decisiones que muchos no entendían pero que yo sí sentía (irme de España, dejar Nueva York, renunciar a puestos de responsabilidad, decir “no” a algún cliente, etc). Todas fueron decisiones difíciles, pero que las tomaba sin sentir que estaba renunciando, sino eligiendo. Demostrándome mis principios.  The Vidal Partnerhip, la agencia que creyó en mí cuando, ni ellos ni yo, sabíamos muy bien cómo hacer buen planning. Cuando empecé allí en el 2001, no sabía que estaba llegando en el momento de despegue del mercado hispano de EE.UU. y ni mucho menos que lo estaba haciendo desde la agencia idónea. Durante casi 6 años tuve la suerte de formar parte de un equipo directivo de impecable calidad, con el que crecimos juntos, disfrutando de la libertad que nos daba la independencia en un terreno de juego en pleno crecimiento.  ‘, el apóstrofe. Ya sé que no tocaba responder a esta letra, básicamente porque no lo es. Solo quería resaltar la importancia de este símbolo que tanto nos ayuda a sintetizar cuando nos toca escribir algo en inglés…un idioma que ha demostrado ser idóneo para nuestra profesión. No sólo por su capacidad de síntesis, sino también por la precisión con la que nos ayuda a comunicarnos entre diferentes culturas. Santander, no el banco, sino la ciudad capital de mi querida Cantabria, en la costa norte de España. Un lugar muy especial desde que era muy pequeño. Pasé todos mis primeros veranos en Pesués, un pueblo pequeño cerca de los Picos de Europa, que para mi, es la zona montañosa con más magia del mundo. Tanto que siempre que he necesitado desconectar o recargar las pilas me he escapado a sus valles para disfrutar, reflexionar y sobre todo, para escucharme. De hecho estoy aquí ahora mismo, en una casa de campo viendo el famoso pico “Naranjo de Bulnes” (Picu Urriellu) desde la ventana.  Observar. Además de escuchar, creo que observar es el acto más importante si realmente quieres conectar de verdad con alguien. No hay nada que sustituya la buena observación. A veces creemos que preguntando se obtiene buena información y de ahí la cantidad de obviedades, o incluso mentiras, que salen de largos (y caros) procesos de investigación. Porque las verdades realmente reveladoras nacen de conectar observaciones, no de cuestionar comportamientos. Por eso creo que no es bueno depender tanto del exceso de acceso a la información que hay en internet y deberíamos seguir saliendo a la calle para observar a la gente, en su hábitat natural. Porque es ahí donde están las verdades que más te pueden ayudar a empatizar y conectar con alguien. Nueva York, la ciudad que me forzó a crecer. Tuve la suerte de vivir en esta gran ciudad durante casi 6 años. Tengo una relación amor-odio medio rara con NY. Amor porque te devuelve todo lo que le das…y odio porque a veces lo que te da no es lo que realmente necesitas. Amor porque te ayuda a conocer tus límites….y odio porque a veces el precio de ese aprendizaje puede ser demasiado alto. En NY no se vive, se sobrevive. Pero eso no duele tanto cuando uno sobrevive porque quiere hacerlo, hasta que ya no le merece la pena. Como todo en la vida, supongo. Family and Friends, mis dos “efes”, mis dos ejes. Como para cualquier persona, los amigos y la familia son lo más importante de mi vida. Pero además en mi caso estos dos elementos han sido más claves aún para no perder el rumbo con tanto tumbo. Porque desde muy joven empecé a viajar y a vivir en diferentes ciudades. Y aunque esto me permitió conocer a todo tipo de gente, también me puso en situaciones donde me podría haber confundido sobre quién era la gente que de verdad importaba en mi vida. Sobre todo mi gran “Efe”, la de Fernando Gómez-Pallete Rivas, mi Padre, que aunque nos dejó hace más de 9 meses sentimos su huella igual de viva que siempre. Era la persona más noble, caballerosa y profesional que he conocido en mi vida. Él fue quien más me animó a estudiar y trabajar fuera de mi país. A explorar nuevas culturas y aspirar siempre a más. Aunque a veces siento que se fue sin ser consciente de todo lo que significaba para mí, espero poder estar a la altura de lo que sé que él esperaba de mi. Innovación, la palabra por la que decidí poner en pausa mi carrera profesional corporativa en el lado de la comunicación. Después de haber trabajado intensamente en el desarrollo de estrategias de comunicación para grandes marcas, sentía cada vez más la necesidad de aplicar todo ese pensamiento a lo que realmente importaba: la calidad de los productos que vendíamos. En la gran mayoría de los casos, nuestro trabajo consiste en cubrir de manera creativa las carencias reales de los productos para los que trabajámos. Por eso decidí desaprender algunos hábitos de la comunicación para aprender nuevos modelos de innovación. Mi objetivo ahora es poder trabajar para marcas con futuro, las que saben que es mucho más importante demostrar su razón de ser con acciones que ocultar su falta de foco con ficciones. Con las marcas que han entendido que, si no aportan valor a la gente, no le importan a nadie. Resiliencia, la capacidad humana para sobreponerse a situaciones adversas e incluso salir fortalecido de ellas. Después de analizar en detalle los defectos y virtudes de mi país, creo que la resiliencia es la capacidad más fuerte que esta sociedad ha demostrado. Durante décadas, España ha pasado por etapas muy complicadas, de las que siempre ha salido bien parada. Parece que no sólo sabe resistir con fuerza las malas rachas, sino que éstas le ayudan a definirse aún más y mejor. Todo esto lo he podido aprender durante los últimos años, ya que he tenido el privilegio de colaborar con un grupo de voluntarios para ayudar a mejorar la autoestima de los españoles, ayudando a que valoren más aquellos aspectos que les hacen ser mejores de lo que sienten que son. Para ello creamos la Asociación Amigos de Marca España cuyo principal canal es el blog tambiensomosasi.com. Esto es simplemente nuestro grano de arena para demostrar que no todo está tan mal. Para celebrar la otra cara de la moneda, cansados de tanta cruz. Porque seguro que de esta crisis volveremos a salir más fuertes que antes. Emprender. Después de casi 20 años trabajando para varias agencias de comunicación por distintos países, por fin he decidido emprender mi propio proyecto. Estamos preparando el lanzamiento de una nueva compañía de innovación para la construcción de marcas, que operará desde España, pero no sólo para España. Es una “startup” que llevaba varios años madurando después de dejar de trabajar para unos y empezar a colaborar con otros. Durante esta fase de colaboraciones he conocido a gente brillante en el camino, de la que he aprendido muchísimo y me ha abierto los ojos hacia una manera más eficaz, abierta y moderna de construir marcas hoy. Después de ir compartiendo aprendizajes y reflexiones con amigos como Fernando Vega Olmos y María López Chicheri, decidimos convertirnos en socios y lanzarnos a emprender una aventura juntos. Lo estamos viviendo tal y como lo definía Eric Ries en su libro The Lean Startup: “Una startup es una institución humana diseñada para crear algo nuevo bajo condiciones de extrema incertidumbre”. Y en nuestro caso, somos 3 personas que nos hemos asociado para aportar una visión nueva al mercado bajo condiciones de extrema ilusión. Alex Pallete.

whatsonfireblog:

Y aquí estamos con otra entrega de la entrevista que no tiene preguntas, sino sólo respuestas.

La vez pasada fue el turno de Raúl Cardós y esta vez le toca al talentoso planner español Alex Pallete, compañero de aventuras de Fernando Vega Olmos como Global Chief Strategy Officer de LOLA y luego como Director de Estrategia de Negocio internacional de JWT Global, quien nos acerca una serie de reflexiones más que interesantes acerca del cambiante mundo de la comunicación.

Wondering, es una de esas palabras que tiene tanta fuerza en su idioma original, que es imposible traducirla con una sola equivalente en tu propio idioma. La traducción más sintética sería el acto de “cuestionarse con curiosidad”. Desde “to wonder” a “wondering around”…son hábitos que poseemos todos los que amamos esta profesión. El hábito de preguntarse siempre “por qué” para llegar a descubrir una respuesta más reveladora e inspiradora que la afirmación original. Aunque suene obvio, siempre he creído que no saber de algo es la mejor inspiración para querer entenderlo…por eso no hay nada que me intrigue más que tener cerca la sabiduría ajena y no sólo el conocimiento…quizá sea ésta la razón por la que siempre busco tener cerca a gente mayor que yo, con más experiencia, más sabiduría de vida. En definitiva, gente que siempre ha estado “wondering”. 
 
Humildad. La gente más brillante que he podido conocer suele ser la gente más humilde. Creo que la humildad está muy relacionada con la seguridad en uno mismo. Con saber lo que uno no sabe, y no tener problema en reconocerlo. Porque cuando uno está seguro de sus dones, no se empeña en demostrar que tiene otros, sino que se enfoca en desarrollar y compartir sólo los que claramente posee. Durante mi carrera he tenido la oportunidad de trabajar con gente muy talentosa, aunque también me ha tocado trabajar con mucho gilipollas. De ahí que desde hace un tiempo haya buscado trabajar sólo con buena gente, que además sean muy buenos en lo que hacen. Por mucho talento que tengas, eso no te da licencia para la soberbia y la arrogancia. Básicamente, porque esas actitudes eclipsan la brillantez y matan la inspiración. Quizá por eso, los talentos sin humildad suelen acabar trabajando solos, sin equipo. Y aunque ellos piensen que es porque nadie está a su nivel, la realidad es que nadie les aguanta. Pero claro, hay que ser un poco más humilde para aceptarlo.
 
Aunque los repitas mil veces, tus principios no son principios hasta que te obligan a renunciar a algo. Esto es algo que me dijeron muchos ex jefes y que no entendí hasta que me tocó hacerlo. La mejor manera de conocer los principios de uno, no es hablar de ellos ni “tuitearlos”. Porque los principios de verdad se sienten antes de decir que se tienen. Esto lo aprendí cuando tuve que tomar decisiones que muchos no entendían pero que yo sí sentía (irme de España, dejar Nueva York, renunciar a puestos de responsabilidad, decir “no” a algún cliente, etc). Todas fueron decisiones difíciles, pero que las tomaba sin sentir que estaba renunciando, sino eligiendo. Demostrándome mis principios. 
 
The Vidal Partnerhip, la agencia que creyó en mí cuando, ni ellos ni yo, sabíamos muy bien cómo hacer buen planning. Cuando empecé allí en el 2001, no sabía que estaba llegando en el momento de despegue del mercado hispano de EE.UU. y ni mucho menos que lo estaba haciendo desde la agencia idónea. Durante casi 6 años tuve la suerte de formar parte de un equipo directivo de impecable calidad, con el que crecimos juntos, disfrutando de la libertad que nos daba la independencia en un terreno de juego en pleno crecimiento. 
 
, el apóstrofe. Ya sé que no tocaba responder a esta letra, básicamente porque no lo es. Solo quería resaltar la importancia de este símbolo que tanto nos ayuda a sintetizar cuando nos toca escribir algo en inglés…un idioma que ha demostrado ser idóneo para nuestra profesión. No sólo por su capacidad de síntesis, sino también por la precisión con la que nos ayuda a comunicarnos entre diferentes culturas.
 
Santander, no el banco, sino la ciudad capital de mi querida Cantabria, en la costa norte de España. Un lugar muy especial desde que era muy pequeño. Pasé todos mis primeros veranos en Pesués, un pueblo pequeño cerca de los Picos de Europa, que para mi, es la zona montañosa con más magia del mundo. Tanto que siempre que he necesitado desconectar o recargar las pilas me he escapado a sus valles para disfrutar, reflexionar y sobre todo, para escucharme. De hecho estoy aquí ahora mismo, en una casa de campo viendo el famoso pico “Naranjo de Bulnes” (Picu Urriellu) desde la ventana. 
 
Observar. Además de escuchar, creo que observar es el acto más importante si realmente quieres conectar de verdad con alguien. No hay nada que sustituya la buena observación. A veces creemos que preguntando se obtiene buena información y de ahí la cantidad de obviedades, o incluso mentiras, que salen de largos (y caros) procesos de investigación. Porque las verdades realmente reveladoras nacen de conectar observaciones, no de cuestionar comportamientos. Por eso creo que no es bueno depender tanto del exceso de acceso a la información que hay en internet y deberíamos seguir saliendo a la calle para observar a la gente, en su hábitat natural. Porque es ahí donde están las verdades que más te pueden ayudar a empatizar y conectar con alguien.
 
Nueva York, la ciudad que me forzó a crecer. Tuve la suerte de vivir en esta gran ciudad durante casi 6 años. Tengo una relación amor-odio medio rara con NY. Amor porque te devuelve todo lo que le das…y odio porque a veces lo que te da no es lo que realmente necesitas. Amor porque te ayuda a conocer tus límites….y odio porque a veces el precio de ese aprendizaje puede ser demasiado alto. En NY no se vive, se sobrevive. Pero eso no duele tanto cuando uno sobrevive porque quiere hacerlo, hasta que ya no le merece la pena. Como todo en la vida, supongo.
 
Family and Friends, mis dos “efes”, mis dos ejes. Como para cualquier persona, los amigos y la familia son lo más importante de mi vida. Pero además en mi caso estos dos elementos han sido más claves aún para no perder el rumbo con tanto tumbo. Porque desde muy joven empecé a viajar y a vivir en diferentes ciudades. Y aunque esto me permitió conocer a todo tipo de gente, también me puso en situaciones donde me podría haber confundido sobre quién era la gente que de verdad importaba en mi vida. Sobre todo mi gran “Efe”, la de Fernando Gómez-Pallete Rivas, mi Padre, que aunque nos dejó hace más de 9 meses sentimos su huella igual de viva que siempre. Era la persona más noble, caballerosa y profesional que he conocido en mi vida. Él fue quien más me animó a estudiar y trabajar fuera de mi país. A explorar nuevas culturas y aspirar siempre a más. Aunque a veces siento que se fue sin ser consciente de todo lo que significaba para mí, espero poder estar a la altura de lo que sé que él esperaba de mi.
 
Innovación, la palabra por la que decidí poner en pausa mi carrera profesional corporativa en el lado de la comunicación. Después de haber trabajado intensamente en el desarrollo de estrategias de comunicación para grandes marcas, sentía cada vez más la necesidad de aplicar todo ese pensamiento a lo que realmente importaba: la calidad de los productos que vendíamos. En la gran mayoría de los casos, nuestro trabajo consiste en cubrir de manera creativa las carencias reales de los productos para los que trabajámos. Por eso decidí desaprender algunos hábitos de la comunicación para aprender nuevos modelos de innovación. Mi objetivo ahora es poder trabajar para marcas con futuro, las que saben que es mucho más importante demostrar su razón de ser con acciones que ocultar su falta de foco con ficciones. Con las marcas que han entendido que, si no aportan valor a la gente, no le importan a nadie.
 
Resiliencia, la capacidad humana para sobreponerse a situaciones adversas e incluso salir fortalecido de ellas. Después de analizar en detalle los defectos y virtudes de mi país, creo que la resiliencia es la capacidad más fuerte que esta sociedad ha demostrado. Durante décadas, España ha pasado por etapas muy complicadas, de las que siempre ha salido bien parada. Parece que no sólo sabe resistir con fuerza las malas rachas, sino que éstas le ayudan a definirse aún más y mejor. Todo esto lo he podido aprender durante los últimos años, ya que he tenido el privilegio de colaborar con un grupo de voluntarios para ayudar a mejorar la autoestima de los españoles, ayudando a que valoren más aquellos aspectos que les hacen ser mejores de lo que sienten que son. Para ello creamos la Asociación Amigos de Marca España cuyo principal canal es el blog tambiensomosasi.com. Esto es simplemente nuestro grano de arena para demostrar que no todo está tan mal. Para celebrar la otra cara de la moneda, cansados de tanta cruz. Porque seguro que de esta crisis volveremos a salir más fuertes que antes.
 
Emprender. Después de casi 20 años trabajando para varias agencias de comunicación por distintos países, por fin he decidido emprender mi propio proyecto. Estamos preparando el lanzamiento de una nueva compañía de innovación para la construcción de marcas, que operará desde España, pero no sólo para España. Es una “startup” que llevaba varios años madurando después de dejar de trabajar para unos y empezar a colaborar con otros. Durante esta fase de colaboraciones he conocido a gente brillante en el camino, de la que he aprendido muchísimo y me ha abierto los ojos hacia una manera más eficaz, abierta y moderna de construir marcas hoy. Después de ir compartiendo aprendizajes y reflexiones con amigos como Fernando Vega Olmos y María López Chicheri, decidimos convertirnos en socios y lanzarnos a emprender una aventura juntos. Lo estamos viviendo tal y como lo definía Eric Ries en su libro The Lean Startup: “Una startup es una institución humana diseñada para crear algo nuevo bajo condiciones de extrema incertidumbre”. Y en nuestro caso, somos 3 personas que nos hemos asociado para aportar una visión nueva al mercado bajo condiciones de extrema ilusión.
 
Alex Pallete.

Marzo 18, 2014

Omni, Omnibus…

(Fuente: Spotify)

10:28am  |   URL: http://tmblr.co/ZB3aTx1ATqYMh
Archivado en: music spotify 
Publicaciones que te gustan en Tumblr: Más publicaciones que te gustan »